Denuncian 70 despidos y precarización laboral en la UNLaM

Setenta trabajadores y trabajadoras fueron echados el 16 de Mayo de un call center que funciona en la Universidad de La Matanza y que brinda servicios para el Ministerio de Energía y Minería de la Nación.

Los despedidos y despedidas denuncian que fueron echados sin previo aviso ni justificación de sus funciones, pero a su vez remarcan que tanto ellos como los que siguen trabajando lo realizan bajo condiciones precarias.

“El Estado contrata los servicios de los estudiantes dentro de las instalaciones de la Universidad de La Matanza, en el Departamento de Salud, y dentro del servicio de pasantías que tiene la UNLaM ofrecen este trabajo que no cumple con los requisitos de pasantía”, afirmó Natalia, una de las trabajadoras despedidas.

Además denuncian que las condiciones de trabajo son pésimas, que los contratos son desfavorables y no se cumplen, que no tienen vacaciones, aguinaldo ni obra social, que los sueldos son muy bajos y que son amenazados con la quita de materias aprobadas.

El dueño del Call Center, Víctor Riera, es el cuñado del rector de la casa de altos estudios y los empleados denuncian que los ha obligado a realizar tareas para su propia empresa de vinos cuando sólo deberían trabajar para el Estado.

Los trabajadores exigen una respuesta del rectorado de la Universidad y la reincorporación de los despedidos.

Be the first to comment on "Denuncian 70 despidos y precarización laboral en la UNLaM"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.